El comportamiento del Juez de Paz de Alhaurín de la Torre

Al inicio de esta legislatura municipal, el Pleno del Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre, tal como indica la ley, eligió, entre una serie de candidatos, a D. José Antonio Santamaría, arqueólogo de profesión. El candidato elegido cumplía todos los requisitos legales (ciudadanía española, mayoría de edad y no tener causa de incapacidad o de incompatibilidad para desempeñar funciones judiciales aunque puede tener su propia actividad profesional o mercantil). Excepto en el punto de poder ejercer su actividad profesional o mercantil, tienen todas las incompatibilidades que se les exige a los que ingresan en la Carrera Judicial. Eso implica que no puede pertenecer ni a partidos políticos ni sindicatos. Sin embargo el comportamiento de nuestro Juez de Paz no parece muy ejemplar y tampoco la complacencia de nuestro alcalde, Joaquín Villanova, A las pruebas nos remitimos. Nos llamó mucho la atención que la noche de inicio de la campaña electoral de las elecciones generales estuviera pegando carteles de propaganda electoral de PP a la vista de todos. También chirría las imágenes donde se le ve asistiendo a un congreso o convención del PP. Pero ahí no acaba la historia, porque en la Junta de Gobierno Local del 27 de septiembre de 2012, se indica que es intención del Ayuntamiento contratar a D. José Antonio Santamaría como arqueólogo. Aunque sea un contrato menor, las formas vuelven a chirriar porque los jueces de paz no debieran mantener relación laboral con la Administración, que además lo eligió. ¿ Por qué no se procedió a realizar este contrato de forma pública, para que otros arqueólogos pudieran optar al mismo?. Denunciamos pues las formas del Sr. Juez de Paz y sobre todo la complacencia de nuestro alcalde que debería tener menos complacencia y más control sobre el fervor político de nuestro Juez de Paz y simpatizante del PP. Este caso, es solo un ejemplo más de cómo funciona este pueblo, que hasta el “poder judicial”, está controlado…sin estarlo.

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email