Una inversión pública que no se mantiene, es un derroche pagado por todos

0
217

La piscina municipal, un ejemplo más de despilfarro y descuido
Este equipo de gobierno, suele ser bastante prolífico en inauguraciones, ora un spa, ora un macetero en cualquier calle de nuestro pueblo. No se realizan las actuaciones en función de la necesidad, sino del rendimiento electoral. No importa si la inversión es rentable o necesaria, sino en cuántos medios de información puede salir la noticia. Y así nos va.
Ejemplo del interés en inaugurar y desinterés en mantener, es la piscina municipal, antaño un lugar muy carismático de nuestro pueblo. Solo viendo las imágenes podemos sacar en claro, que queda de aquello.

 

Cuando vemos el estado de ciertas infraestructuras en nuestro municipio, no podemos evitar desde el PSOE, buscar ciertos paralelismos con otras grandes obras, en otros municipios o ciudades, que solamente se levantaron con el único objetivo de perpetuar en el poder al que toma la decisión y nunca pensando en ellas, con parámetros de eficiencia, como un servicio público a la comunidad. De lo contrario no se hubieran hecho muchas obras de las que se han realizado.
Muchos nos preguntamos, si en vez de construir un spa, que anualmente genera pérdidas, no al equipo de gobierno, sino a todos los alhaurinos, se hubieran optado al mantenimiento de las infraestructuras que tenemos, hoy por hoy, todos estaríamos mejor.La pregunta ante la imagen de la piscina es clara: ¿ manguitos…o escobón?